Doxing: qué es esta práctica y cómo protegernos de ella

Cada vez es más complicado permanecer totalmente anónimo en Internet. Prácticamente todas las páginas web que visitamos hoy en día recopilan desde el navegador información sobre nosotros, información que se suele utilizar para fines comerciales o de análisis a pesar de haber activado las peticiones Do Not Track, peticiones totalmente ignoradas. Además de toda esta información que recopilan las webs, hay otra información que, a propósito o sin darnos cuenta, estamos regalando a Internet, información que, sin saberlo, puede ser utilizada para diferentes prácticas, como el Doxing, que pueden buscarnos más de un problema.

El Doxing, o “Doxxing”, es una práctica mediante la cual piratas informáticos realizan una labor de investigación para recopilar toda la información posible sobre una persona, generalmente información en línea, aunque también en ocasiones puede incluir información de la vida real, de su vida personal, y la publica en la red con el fin de incitar al acoso en la vida real.

Las técnicas que utilizan los piratas informáticos para llevar a cabo esta práctica pueden ser de todo tipo, desde búsquedas en bases de datos y redes sociales hasta técnicas más avanzadas como hacking, ingeniería social y hasta phishing.

Cómo puede la gente recopilar información personal para Doxing

Aunque hoy en día es posible conseguir fácilmente información personal de cualquier persona, por muy paranoica que sea con su privacidad, en la mayoría de los casos los individuos que llevan a cabo esta recopilación de datos personales lo hacen a través de las redes sociales, concretamente a través de Facebook. O, al menos, este es casi siempre el punto de partida.

Sin darnos cuenta, por el simple hecho de usar una red social como esta estamos regalando a una empresa privada, a gobiernos y a prácticamente cualquier persona interesada en investigarnos. Desde datos personales, como nombre, estudios, trabajo o fechas de nacimiento, hasta información sobre nuestros gustos y nuestras prioridades, información que fácilmente se puede deducir por las fotos que se suben a la red social.

Solo con la fecha de nacimiento, sin ir más lejos, es posible suplantar la identidad de una persona en muchos sitios. Además, muchas veces ni siquiera hace falta hacer uso de las redes sociales, y es que una simple búsqueda en Google puede fácilmente revelar mucha información de las personas, sobre todo si estas tienen un cargo público.

Pirata informático Doxxing

Cómo protegernos del Doxing

La mejor forma de protegernos contra el Doxing, o al menos de complicar mucho las cosas, es no usar redes sociales, o, de usarlas, evitar facilitar información personal como direcciones, fecha de nacimiento u otros datos similares. Es verdad que hoy en día es prácticamente imposible permanecer desconectado, pero si nos preocupa nuestra seguridad, entonces debemos intentar facilitar a Internet la menor cantidad de información posible.

Otra forma de protegernos de estas prácticas es borrando las publicaciones antiguas de Twitter o Facebook (ya que, sin ser conscientes, puede que hayamos facilitado mucha información personal con el paso del tiempo), y, si las redes sociales no son algo vital para nosotros, incluso eliminarlas por completo. En el siguiente enlace, por ejemplo, os explicamos cómo borrar una cuenta de Facebook por completo.

De todas formas, también podemos configurar alertas en Google de manera que, si en algún sitio aparece nuestro nombre o algún dato personal (como un móvil), automáticamente el buscador nos avise y podamos intentar poner remedio hablando con el responsable de los datos para que los elimine (que, por la GDPR, tiene obligación de hacerlo).

¿Estás correctamente protegido contra el Doxxing?


Via: www.redeszone.net
Doxing: qué es esta práctica y cómo protegernos de ella Doxing: qué es esta práctica y cómo protegernos de ella Reviewed by Unknown on 6:09 Rating: 5