miércoles, 14 de junio de 2017

La última versión del navegador de Mozilla se apunta definitivamente a la Electrolysis (e10s) y nos promete mejoras de rendimiento, además de una mayor estabilidad.

Esta tecnología multiproceso hará que el navegador se cuelgue con menos frecuencia, al correr cada pestaña en un proceso separado del resto. También hará algo por el tema de la seguridad, ya que es uno de los requisitos para un adecuado sanboxing.

El asunto de la arquitectura multiproceso no es algo nuevo en Firefox, lleva trabajando en ello desde hace muchos años. Se ha ido introduciendo a gotas desde su edición 48, pero es ahora cuando por fin viene establecido de forma predeterminado para la mayoría de usuarios.

Y en los casos que no es así, se debe principalmente a determinados complementos instalados, dado que algunos todavía no son compatibles con dicha tecnología.

Una buena manera de comprobar si lo tenemos habilitado es pasarnos por el zona de soporte, escribiendo en la barra de direcciones:

about:support

Si todo va bien nos dirá que lo tenemos activado en el apartado correspondiente y sino nos marcará el numero de complementos que lo impiden.

Para encontrar al culpable, es tan sencillo como instalar esta extensión, que también nos permite reportar a Mozilla aquellos complementos que no trabajan de forma correcta. Ahí ya es cuestión del usuario decidir si le merece penar seguir contando con el o no.

En todo caso, la transición que tiene pensado en Mozilla desde los tradicionales complementos a extensiones compatibles con cualquier navegador (llamadas WebExtensions), seguro contribuirá a implementar al 100% de los usuarios dicha tecnología multiproceso. Desarrollándose todo bajo un API común, que a partir de Firefox 57 será obligatoria para todos los complementos.

La aproximación que hace Firefox busca un equilibrio entre el consumo de memoria y la velocidad, usando menos RAM que sus competidores, independientemente del sistema operativo (Linux, Mac, Windows) ejecutado.

Mientras Chrome utiliza un proceso por página abierta, en Firefox son más comedidos, utilizando un máximo de cuatro procesos en total para distribuir la carga.

Algo que se puede cambiar en la configuración del navegador (ya sabéis, esa zona no apta para manazas):

about:config

modificando la variable:

dom.ipc.processCount

Con ser lo más importante no es la única novedad de Firefox 54. Además se ha simplificado el botón y modernizado el cuadro de diálogo de las descargas, solucionado varios problemas de seguridad, soporte mejorado para Google Widevine y dado una vuelta de tuerca a la carpeta de marcadores del móvil, falicitando su acceso.

Un resumen completo de todas las novedades está disponible en el anuncio oficial.


Via: lamiradadelreplicante.com